Inicio > Marta Está Harta > Marta Está Harta 2001

Marta Está Harta 2001

miércoles, 14 de febrero de 2018

Empezaba el siglo XXI y servidora aún era jovenzuela de “vintenove”  cuando nació Marta Está Harta , como la mejor versión de Bridget Jones a la gallega.

Creo que podría recordar casi todo aquel monólogo, que empezaba contando el porqué y para qué de  la “braga faja” y terminaba con un contundente me cago en el amor. A día de hoy y ya con cuarenta y  bastantes sigo poniendo en duda los beneficios de la faja y es que las fajas no son mágicas, como nos hacen creer,  y no te reducen dos tallas así sin más. Las fajas lo que hacen es recolocar y apretar los michelines para que te abroche el vestido, aunque para ello puedas perder la respiración y en ocasiones la dignidad, ya que con una faja de las de verdad sentarse es complicado y caminar con soltura también.

En aquel monólogo hablaba yo también de los rituales de chapa y pintura de los sábados tarde, aunque ya os digo que no tenían comparación con los de la adolescente,  a los que ella llama  “make up” y “contouring”, pero que no deja de ser una sesión de chapa y pintura de toda la vida.

Este fin de semana de carnaval tuve reunión de adolescentes en proceso de maquillado, disfrazado y arreglado en casa, y observándolas volví a la Marta Está Harta del 2001. Entre contouring,  eye liner , cotilleos y risas,  de repente el drama.:  El DRAMA, con mayúsculas, a una de las amigas de la adolescente  le dejó el novio por WhatsApp a las nueve de la noche del sábado de Carnaval y después casi 5 meses, ¡que fuerte tía! . El drama fue máximo, tanto que la adolescente me llamó para que la aconsejará y tranquilizará con ese discurso de toda la vida de : “los hombres son tontos , ya verás que cuando pases de él vuelve, es que no se enteran de nada” . Mientras hablaba me daba cuenta que llevaba la friolera de 30 años con este discurso, 30 años “cagándome en el amor” y que nada había cambiado, que por muy modernas que sean las adolescentes, por mucho IPhone , redes sociales y demás , la escena es la de siempre:

La amiga abandonada lloraba amargamente, las otras la consolaban poniendo verde al mísero “abandonador” y animándola a salir porque no se iba a quedar en casa llorando, le decían que tenía que salir, ponerse guapa y ligar, este último consejo totalmente egoísta, porque si la dejada se negaba a salir , ellas tampoco podrían salir,  tendrían que acompañarla y consolarla. Pero era Carnaval y ocasión para salir hasta Dios sabe cuando, por lo que insistieron hasta que finalmente la convencieron y salieron dispuestas a arrasar y fastidiar al ex.  Pero desde su tierna adolescencia no sabían qué aquella era la noche del duelo, qué su amiga no iba a parar de llorar y que tendrían que volver mucho antes por qué la amiga dejada no estaba en su mejor momento. Y así tal cual lo predijo Marta Está Harta 2001 pasó y la adolescente volvió antes de lo acordado, y como una Marta Está Harta del 2001 sentenció eso de ” me cago en el amor”.

Imagen relacionada

Marta Está Harta

  1. Inés
    miércoles, 14 de febrero de 2018 a las 12:11 | #1

    Jajajajaj muy bueno!!!

  2. domingo, 18 de febrero de 2018 a las 23:18 | #2

    Marvelous, what a web site it is! This blog provides helpful information to us, keep it up.

  1. Sin trackbacks aún.