Cosas esenciales que hacer en Menorca

Cosas esenciales que hacer en Menorca

20150412_091904 (Copy)Este verano será el primero, en el que la nueva base de Vueling en Lavacolla alcance su máximo esplendor. Una apuesta decidida, con destinos sugerentes como Munich, Bruselas, y dentro de España la maravillosa isla de Menorca. Pocos lugares de la tierra, son tan privilegiados, y que ofrezcan un compendio perfecto entre playa, monumentalidad, tranquilidad, y un equilibrio medioambiental increíble. Es hora de meterse en la página de Vueling, y reservar ya nuestras próximas vacaciones en Menorca.

Como reserva de la biosfera, cuando el avión de Vueling sobrevuela la verde isla, 2015-04-11 10.28.08 (Copy)20150411_133713 (Copy)en aproximación a Mahón, vemos una cierta similitud con Galicia. El de una isla mediterránea, pero con aportes de humedad importante, que la tramontana empuja desde el Golfo de León. Llegamos a Mahón, y lo primero que debemos hacer es alquilar un coche. Baratos, y aunque la isla es pequeña, su red viaria es todavía bastante limitada.

A Dios gracias, todavía es posible perderse en calas maravillosas, extensos campos, y tranquilos pueblos blancos con un tipismo enternecedor. Cierto que los lugareños odian que le llenemos sus carreteras y caminos de coches,  pero es el precio de ser tan irresistibles.

No me cabe la menor duda, que los placeres playeros tiran un montón, pero es la20150411_115202-1 (Copy) escena más tópica. Calas y calas, con un agua turquesa luminosa. Paisajes en donde no ves altas y agresivas edificaciones. Urbanizaciones tranquilas de hoteles de calidad. Pero es lo más obvio. ¿Y alguien me podrá decir?. ¿Se puede disfrutar la isla sin pisar una playa?. Ciertamente.

¿Que no deberíamos perdenos antes de salir de la isla?. Aquí está mi lista “top five” de recomendaciones.

1) Mahón vs Ciudadela

20150411_172857 (Copy)Como ocurre en toda nuestra península, las rivalidades entre vecinos afectan a estas dos hermósimas ciudades. Nada sangriento. Una en un extremo occidental, y la otra en la oriental, separadas por poco más de 40 kilómetros. Como dos hermosas damas, con características peculiares, que hacen que rivalicen en belleza. Poco importa que una sea la capital administrativa, la otra religiosa y cultural. Con poco más de 20.000 habitantes, compiten en belleza. Imposible decantarse por una de ellas. Una es más británica, otra más local y medieval.

Mahón, se encuentra situada al fondo de una bellísima bahía, y elegida por los20150411_184529 (Copy) británicos para controlar a Francia y España. Su arquitectura nos recuerda a cualquier ciudad británica del Canal de la Mancha, con leves toques francesas. En lo alto de una colina, fue una ciudad amurallada con un casco histórico tranquilo lleno de palacios, casonas, hermosas iglesias, y esquinas con un tipismo destacado.

20150411_171902 (Copy)

El epicentro monumental está en el entorno de la Plaza de la Constitución, que domina la imponente iglesia de Santa María, y el ayuntamiento neoclásico. Hay que bajar al puerto por una serpenteante calle, desde donde se ve una imponente vista a unas casas semicolgadas en lo alto.

20150413_100151 (Copy)Hay calles peatonales esenciales, llenas de comercio local como Carrer Nou o S´Arravaleta. Además la iglesia del Carmen, con un claustro, que funciona a forma de mercado gastronómico. O San Francisco. Debemos alejarnos algo del centro hasta el Parque Natural de S´Albufera des Grau, y el faro de Favaritx, desde donde se contempla un paisaje lunar de pizarra mágico.

Ciudadela. Mucho más local, con pinceladas musulmanas, medievales, y con20150412_091431 (Copy) más sabor local. También es un casco histórico prácticamente peatonal plagado de palacios señoriales.

En cierto sentido, además de las influencias arquitéctonicas del Reino de Aragón, cuya influencia más marcada es la preciosa catedral, vemos tintes árabes y con ciertas referencias incluso maltesas en la piedra color toffee de muchas fachadas, palacios y edificios.

20150412_124652 (Copy)

20150412_094434 (Copy)La Plaza des Born es el punto central. De carácter militar ofrece una vista maravillosa del coqueto puerto de Ciudadela.

En la plaza vemos, el ayuntamiento, teatro, y otra variopinta colección de edificios históricos. Más arriba, los soportales de Ses Voltes, nos ofrece un carácter muy intimista de la urbe, y no hay plaza más encantadora que la de Alfonso III. El mercado de pescado es una visita esencial, al igual que el Convento de Santa Clara, o el Museo Diocesano. Para mi Ciudadela es placidez, tipismo, y callejeo tranquilo rodeado de monumantalidad.

2) La enigmática cultura talayótica

20150412_104325 (Copy)Si nos metemos en el interior de la isla, pasaremos por pueblos blancos hermosos como El Mercadal, Alaior, y un campo muy aprovechado. Campos con muros de piedras, y cultivos perfectamente aprovechados. Los primeros pobladores llegan a la isla, en el 4000 ac  y hasta el 123 Ac desarrollan la Cultura Talayotica. Durante este proceso de perfecta organización y civilización notable, dejaron unos 1500 estructuras sin argamasa, a lo largo de toda la isla, basadas en 15 tipologías aproximadas. Todas ellas basadas en criterios cronológicos,  morfológicos y funcionales.

20150412_111121 (Copy)Son estructuras a los que los payeses nombraban de acuerdo a los que le sugería. La Naveta des Tudons en forma de barca, aunque sirvió esporádicamente como lugar para guardar ganado, se cree que fue un enterramiento colectivo.  A través de estudios y excavaciones, se encontraron restos, que nos permiten pensar que en la planta superior colocaban los muertos, y la inferior servía de osario.
Talayots vienen a significar “atalayas viejas” en lengua local. Su función es 20150412_120722 (Copy)discutible, pero se cree que servían para vigilar el paisaje.  Sea lo que sea nos permite pensar que era una sociedad semi pacífica, que convivía en armonía con su entorno y con sus vecinos. Los huesos encontrados en cuevas funerarias, no presentaban signos de traumatismos importantes, lo que permite suponer que no tenían graves guerras territoriales. Es sinceramente impresionante. Nos quedan las Taulas, o sea mesas. Su uso era discutido. Se encontraron restos de animales en su base. Lo parece indicar, que eran usados en ritos “gastronómico religioso”. Se adoraba a las divinidades, comiendo y bebiendo vino.

3) Puestas de sol en El Castell

20150412_171217 (Copy)Mahón es el lugar de España más al este, y donde primero se pone el sol. Sé que el Mediterráneo ofrece tonalidades de luz más intensa, que nuestra Galicia.

Si hay un lugar hermoso, es el pueblecito pesquero del El Castell, a un paso del centro de Mahón. Dentro de la Bahía de Mahón, y aunque ha perdido cierto lustre local, todavía ofrece ejemplos de arquitectura local menorquna. Hoy es un bullicioso puerto turístico, y lugar perfecto para una cena romántica viendo el mar.

4) Un buen yantar. 

20150411_181349 (Copy)La Caldereta de Langosta de Cala Fornells es una referencia gastrónomica algo “turistona”. Esta divina, aunque los menorquines de pura cepa, se cansan de decir, que a partes iguales Menorca es mar y tierra. Muy influida por otras culturas, ofrece una amplia gama de sabores. Pasando por la reina de las salsas la Mahonesa, a los ingredientes árabes de la pastelería local.

 Los embutidos siguen la tradición centenaria, y se caracterizan de ser muy elaborados y sabrosos. Sazonados con pimienta, tomillo, romero, sal, hasta anís, canela, etc. Las butifarras son exquisitas, como la longaniza Camot/Cuixot de Ciudadela. La universal sobrasada es la aportación universal, y se toma en relleno, a solas, tostadas, empanadillas, rellenos varios, dulce o salada, hasta en la ensaimada.

20150413_100901 (Copy)Hay platos locales como empanadas llamadas Rubiols, o Flaons,  los Feixets que son perdices rellenas, o las albóndigas de cabracho.

El Perol, como plato vegetariano mezcla patatas y tomates en un láminas.  En los postres se usan almendras, frutas, uso de cremas catalanas, y merengues de tipo italiano. Debes probar las empanadillas rellenas de dulce y salado. Pastas, Carquinyoli del Mercadal, Crespells, galletas de Alayor, pastissets varios, y Turrón del Mercandal son una tentación.

Vina Sa Cudia, y Binifadet, son vinos de producción limitada, que maridan bien con los platos locales. El Queso de Mahón, tiene denominación de origen, y es intenso, con peculiar sabor. Se dice, que la tonalidad gustativa se debe a la sal marina que impregna los campos.

5) Comprarse unas avarcas

20150412_181856 (Copy)Tipo sandalias, no hay nada más menorquín que unas buenas avarcas. Calzado local, las buenas hechas a mano, realizadas usualmente de cuero, con suelas de caucho.

Las hay de todos los colores, formas, y precios. Perfectas para un delicioso verano menorquín. De origen indeterminado (se dice que cartaginés), eran usados por los payeses que necesitaban algo flexible y duradero. Los materiales fueron cambiando. Desde la tela sobrante de las barcas de pesca, y carruajes, hasta las más lujosas hoy en día.

Y de producción artesanal, a una algo más industrial hoy en día.

DONDE QUEDARSE

20150412_150550 (Copy)En Menorca se respira un aire placido, y tipico. El turismo rural ocupa un espacio destacado. La monumentalidad de Mahón me invitó a un hotel boutique en una una antigua casona de 1812. En la Calle San Fernando pude encontrar un verdadero jardín del Eden.

El Jardi de Ses Bruixes es un lugar que deja huella. Detrás de este delicioso establecimiento, de solo ocho habitaciones, está el buen gusto de los emprendedores Anja y Nando, sus propietarios. Materiales nobles, enlosados, mosaicos, puertas antiguas, y techos altísimos, encontramos los salones.

20150413_094321 (Copy)

20150413_092159 (Copy)Una especie de refinado salón de una casa intemporal con muebles de madera, antiguedades, y detalles de mucho gusto. Un café muy vintage, con tartas caseras impresionantes. En su patio jardín, en donde además de sus mesas, se puede disfrutar de un placentero salón de té en la planta superior.

20150413_093216 (Copy)Las habitaciones tienen techos altos, y una ecléctica mezcla de diseño de20150413_095720 (Copy) vanguardia, minimalismo menorquín, y elementos tradicionales. En cada habitación, encontramos tetera, minibar con aguas premium, frutos secos, cosméticos ecológicos de calidad, paraguas, y servicio de lavandería, secador de pelo en una coquetas cajas para minimizar su impacto visual, pantalla plana de televisión, chimenea, aire acondicionado, wifi gratuito.

Jardí de ses Bruixes Boutique Hotel

San Fernando, 26 – 07702 Mahón (Menorca)
T. +34 971 363 166
M. +34 638 209 485
info@hotelsesbruixes.com
http://hotelsesbruixes.com/es/

COMO LLEGAR A LA ISLA

20150411_130517 (Copy)En temporada alta, a partir de julio hasta octubre, Vueling suele volar directo a la isla desde Santiago Lavacolla, Con frecuencias variables.

La duración aproximada del vuelo es de unas dos horas. Los vuelos están servidos por A320 de la compañía

Más información en www.vueling.com

Deja un comentario