Belleza

| 3 Comments

La belleza de un instante en la India.

La belleza de un instante en la India.

La belleza puede ser perfectamente un canción, un lugar en esa pequeña masa que es el mundo, la vida de pájaros en su árbol, la semilla de la que brota una planta, las piedras que se mojan eternamente en un río, la mirada del viejo a su destartalada Vespa… Uno nunca sabe en donde se la puede encontrar, quizás a un par de clics de su ratón, como me ha pasado a mi esta tarde al ver esta foto que les muestro. O quizás esté en la esquina de su calle, donde podría acumularse una hermosa  montaña de basura como nos pasa a los que sobrevivimos en la ciudad patrimonio de la humanidad que es Compostela. Puede que esa montaña incluso le resulte acogedoramente hermosa, aunque no apeste a flores del campo, precisamente.

Amigos, todo es cuestión de concienciarse de que la belleza es un estado mental que tiene mucho que ver con lo relativo. ¡Qué coño! Es una cuestión filosófica. Si su calle apesta, ¡jódase!. Ya lloverá.

En la imagen, una niña juega en el bote de su padre en una playa en Chennai, India. El cielo muestra la presencia enigmática de un potente ciclón llamado Laila abandona la zona.

Foto: Nathan G.
Fecha: 20/05/2010

Author: Marcos Basmati

Estando sentado a la derecha del padre tomó el ratón y dijo: "¡Tomad y tened todos un blog...!"

3 Comments

  1. Pingback: Apalpamientos | Al norte del norte

  2. Pingback: Al norte del norte » Belleza (II)

  3. Desde luego que todo es relativo y la belleza mucho más; para mí lo más hermoso del mundo es la imagen de dos amigos reconciliándose. La belleza es sentimiento, es subjetividad. Tu blog es belleza.a

Deja un comentario

Required fields are marked *.