Inicio > Marta Está Harta > Coaching Educativo

Coaching Educativo

lunes, 11 de septiembre de 2017

 

Después de vivir los cuatro años de la ESO de la adolescente como un infierno entre broncas y apuntes, deseando que madurase. Y con la perspectiva de otros dos, por lo menos; antes de que se vaya a la universidad, y que por cierto se presentan bastante duros. No se me ocurre otra cosa que redirigir mi vida laboral hacía la educación de adolescentes , será que le he cogido el gustillo a las hormonas locas de los quinceañeros  , o que me he dado cuenta que desde mi experiencia puedo ayudar a muchas madres desesperadas como yo.

Y es que esto de que tu hijo se convierta en adolescente pasa así sin que te des cuenta, me atrevería a decir que de repente. Una mañana cualquiera  enciendes la luz de la habitación de tu hijo@ para despertarlo  y ese niñ@ adorable que se fue a la cama la noche anterior ha desaparecido y en su defecto aparece un monstruo que te dice ese clásico “que te pires” y ahí empieza el infierno. El primer día tu sangre de madre cuarentañera te  dice que tu puedes con eso y con más que eso que te habla así es tu hij@, no un allien , pero 24h después tiras la toalla y pides ayuda desesperada . Primero en el cole, que se le supone su segunda casa y allí no encuentras ningún tipo de apoyo, es más la tutora te dice eso tan gallego de ” era visto” .  En segundo lugar acudes a su padre , que para eso es la otra parte implicada, pero por experiencia os digo que es peor el remedio que la enfermedad y aunque suene antiguo os aseguro que los hombres lo de los adolescentes lo llevan fatal y son chicas peor.

Han pasado ya 48 h desde el “que te pires” y te das cuenta que estás sola ante el peligro y que ahora es una cuestión de tu o el adolescente y que va a ser una dura batalla y es cuando te conviertes en una madre histérica y enloquecida. Es en ese momento en el que tienes que buscar ayuda de los especialistas , o sea un sitio donde se responsabilicen de tu hijo por la tarde que la mañana con el instituto la tienes cubierta. Un lugar donde alguien con paciencia y menos confianza con el adolescente te ayude a retomar la situación .

 

Yo después de haber vivido todas estas etapas , he pensado que toda mi experiencia y entrenamiento me sirve ahora para ayudar a otras madres y a otros adolescentes a darse cuenta que quien quiere puede, que los cursos están diseñados para ser aprobados, que la historia es interesante y fácil, que la filosofía mola, que todo es cuestión de organizarse y planificarse, que hay miles de técnicas de estudio , que saber hacer un examen es tan importante como estudiar y que el trabajo siempre tiene su recompensa.

 

Marta Vidal

Coach Educativo

 

 

 

 

Marta Está Harta

  1. Inés
    lunes, 11 de septiembre de 2017 a las 17:16 | #1

    Pues mucho ánimo y paciencia! Los adolescentes se portan mejor con terceros que con sus padres! Así es la vida!😉

  2. Blanca
    martes, 12 de septiembre de 2017 a las 11:21 | #2

    Me ha gustado mucho, ya que me hizo recordar lo que me costo a mi sacar los estudios y lo que mi madre lucho por mi,mil gracias mama. Hay veces que en el camino de la eso piensas que nunca vas a dar sacado y que es imposible, pero nada lo es si uno quiere.

  3. Consuelo
    martes, 19 de septiembre de 2017 a las 09:02 | #3

    Encantado me ha recordado otro tiempo gracias

  1. Sin trackbacks aún.