RENFE o la maldición galaica.

RENFE o la maldición galaica.

Renfe, Adif o como quiera llamarse. Red “Nacional” de Ferrocarriles “ESPAÑOLES”. Digamos que más española para algunos, y más nacional para también algunos. Si cualquier persona sensata podría pensar que los ferrocarriles sirven de vertebrador del territorio, con un fin social claro porque todos la costeamos con nuestros impuestos, parece ser que en Galicia no deja de seguir siendo una maldición bíblica. Parece que la condición de ultraperiférica, no sirve para que nuestra “red nacional” tenga un poco más de respeto por las comunicaciones de los gallegos.
No importa que tengamos que sorportar 14 de viaje a Barcelona, o casi 8 a Madrid, y tengamos tarifas de 200 euros por trayecto en un pomposamente llamado “TrenHotel”, que más que un decente y cómodo tren nocturno se convierte en un infernal viaje de traqueteos y demás incomodidades. Pues la vuelta de tuerca, sin que los políticos locales hayan puesto el grito en el cielo, es la probable suspensión del 50% de los servicios ferroviarios entre Galicia, y Madrid y Barcelona. Un ataque directo a la conectividad de toda la comunidad autónoma. La disculpa es:   el descenso del número de viajeros que registra este servicio y la competencia que presenta el avión, sobre todo en enlaces internacionales, según indicó el presidente de la compañía, Julio Gómez-Pomar.

“Cada vez hay menos viajeros dispuestos a pagar por un cochecama y estamos detectando una importante caída de la demanda, de forma que estos trenes circulan con coches vacíos”, explicó Gómez-Pomar en una conferencia organizada por Intereconomía y Accenture. Según el presidente de la operadora, esta caída de la demanda es mayor en las rutas en las que el transporte aéreo presenta una oferta más atractiva en tiempo y coste. “Igual que en la conexión AVE Madrid-Barcelona Renfe le pisa un poco el pie a Iberia, en la conexión Madrid-París no tenemos nada que hacer”, reconoció. Gómez-Pomar indicó que todo ello “tiene un coste importante” y supone “perder mucho dinero”, por lo que, según apuntó, la compañía está analizando la rentabilidad y la viabilidad de mantener estos trenes.

¿Y digo yo, no será por tener que pagar tarifas de tren casi tan caras como volar a Nueva York?. ¿No será también por tener los trenes de larga distancia más añejos de la península?. ¿No será también por no haber rutas ferroviarias trasversales y se emplee el dinero en costosos AVE que en el caso de Galicia multiplicará por tres las tarifas existentes?. Quizás también sea por los costes que deriva mantener una empresa ferroviaria nacional con una estructura tan arcaica y poco competitiva. Y tal sea sea porque gran parte de las pérdidas se deba a pagar altos sueldos a los ejecutivos de ADIF, RENFE o lo que sea, incluyendo el Sr Gómez Pomar por lanzar a la compañía contra  los acantilados, convertirla en transporte para ricos, o dejar desmantelada a una Comunidad Autónoma.

IMPRESENTABLE. Lo que no somos culpables de las pérdidas de Renfe, Adif o como se llame somos los consumidores. O servicio público, o privatización ya.

 

Un comentario sobre “RENFE o la maldición galaica.

  1. Cuidado con lo que dices. Aunque tienes razón cuando dices que el servicio público que da la RENFE podría ser aún mucho mejor, no creas que por privatizar la cosa va a mejorar… sino que todo lo contrario. Recuerda lo que pasó con los ferrocarriles en Gran Bretaña cuando fueron privatizados.

Deja un comentario